TORRIJAS DE PAN BRIOCHE

248

Cuando hace bien poquito me decidí a publicar el pan de brioche mi objetivo era la «operación torrija». Y es que es un fijo que no falta ningún año en Semana Santa en casa. Así que estas torrijas de pan brioche te van a sacar lágrimas, te lo aseguro y de felicidad.

Te dejo la receta de pan brioche aquí, que es muy sencilla de hacer, aunque lleva su reposo. Pero que esto no te eche para atrás porque solo es tiempo no dificultad. Y esto es muy importante con la repostería o panadería. Si no quieres hacer el pan puedes comprarlo en una panadería y seguir todas las indicaciones de la receta.

Tengo que decir que estas torrijas de pan brioche muy fit no son…van empapadas con una mezcla de nata y leche bastante contundente, también es cierto que quedan espectaculares. Pero si te comes una sola torrija al año, como es mi caso, pues te la quieres comer como Dios manda, completa y extra jugosa. Atento a la receta porque te daré opciones por si quieres cambiar este punto y hacerla más ligera.

Yo de la Semana Santa en casa de mis padres tengo el recuerdo de las bandejas y bandejas de torrijas, los buñuelos de cuaresma, y el potaje de Vigilia. Más clásicos imposible! pero estos recuerdos son maravillosos, el olor en la cocina y como se va repartiendo por toda la casa es algo indescriptible que simplemente se siente placentero.

Esta es una receta muy internacional, su origen lo encontramos ya en el siglo IV, nada más y nada menos. Hay versiones Europeas, donde Francia y España se llevan la palma en cuanto a su consumo. Después en América se consume muchísimo durante todo el año para desayunos, es muy común en EEUU y en México. En algunos países de América del sur se consume más rondando la Navidad y la Semana Santa. Como podéis ver es una receta muy extendida.

TORRIJAS DE PAN BRIOCHE

Unas torrijas que te harán llorar de felicidad
Tiempo de preparación 30 min
Reposo infusión 1 d
Tiempo total 1 d 30 min

Utensilios

  • Sartén mediana
  • 2 Bowl mediano
  • Cazuela Pequeña
  • Colador

Ingredientes

  • 3 ud Rebanadas de pan brioche grandes / Gruesas de unos 3 cm
  • 250 gr Nata / Leche evaporada (opción más ligera) Crema de leche
  • 250 gr Leche entera
  • 2 cdas Azúcar
  • 1 ud Rama de canela
  • 1 cdta Esencia de vainilla
  • 2 ud Anís estrellado
  • 2 ud Clavo de olor
  • 1 ud Corteza de limón / Sin parte blanca
  • 1 ud Corteza de naranja / Sin parte blanca
  • 2 ud Huevos batidos / Poco batidos sin espumar
  • 100 gr Aceite de Oliva Suave / Cantidad aproximada depende de la sartén utilizada

Toppings:

  • Chocolate fundido / En mi caso
  • Miel, almíbar, azúcar, canela o fruta picada o vino dulce / Hay mil opciones

Vamos al Lío!

  • Para que el pan brioche se empape bien, no se rompa al mojarse es necesario que hagamos el pan brioche con unos días de antelación. Cortamos las rebanadas y las dejamos airear, secarse. Este truco hará que te sea muy fácil manipular la rebanada y además se empape más de la infusión. Quedan más jugosas y cremosas. Vamos un espectáculo.
    Corta el pan brioche de un tamaño que puedas manipular bien en la sartén y grueso. Si no quieres hacer rebanadas haz rectángulos gruesos. Adapta el pan a la espátula que tengas para manipularlas así eliminas el riesgo de que se te puedan romper en la sartén con el aceite.
  • Haremos la infusión el día anterior, dejando infusionar se desprenden todos los aromas de lo que añadimos y la infusión se convierte en sublime.
  • En una cazuela ponemos todos los ingredientes excepto el aceite y los huevos, lo llevamos a ebullición sin dejar de mover por unos minutos. Apagamos el fuego y dejamos reposar hasta que se enfríe para guardarlo en la nevera bien tapado por 24h.
    En el caso de que quieras que sean más ligeras puedes sustituir la nata por leche evaporada, la leche evaporada es más cremosa que la leche normal y nos ayudará sin tener excesiva grasa de la nata. También puedes utilizar toda la cantidad de leche evaporada y poner 2 cucharadas de leche condensada, eliminando el azúcar. Como puedes ver hay muchas variantes y se puede jugar con los aromáticos al gusto.
  • Cuando tengamos el pan listo y la mezcla infusionada y colada, batimos los huevos, calentamos el aceite en una sartén mediana o adecuada al tamaño de las torrijas. Vamos empapando las torrijas en la infusión, por todas sus caras y que vaya entrando la infusión al interior, escurrimos, pasamos al huevo batido y a la sartén para dorar.
    La temperatura del fuego debe ser suave alta, no debe estar excesivamente caliente porque la quemaremos y no se carameliza, pero tampoco muy bajo porque entonces absorbe mucho aceite y quedarán aceitosas. Tiene que crujir y tener burbujas la torrija al echarla al aceite, bajará la temperatura del aceite así que esperamos a que se estabilice la temperatura para añadir otra. Y así hasta hacer todas.
    Ten el aceite fuera porque quizás tengas que reponer, yo no uso mucho aceite, le pongo como ½ dedo de aceite en una sartén mediana, me tocó reponer aceite para la última. Pero las prefiero así me resultan más ligeras de sabor. Si te gusta más fritura pues añades más aceite y listo.

Notas

  • Tantas explicaciones para que te salgan unas torrijas perfectas y espectaculares!!!
Plato: Breakfast, Brunch, Dessert, Merienda, Postre
Cocina: Española, Europea, Francesa
Keyword: Brioche bread, French toast, Postres de Semana Santa, Torrijas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Califica esta receta!




Close
©Mi Gourmetta 2020. Todos los derechos
Close